Preparación para el juicio en el caso de mordedura de perro McKinney

Al prepararse para un juicio, la estrategia y los pasos que deben tomarse dependen de los detalles del caso. Cuanto más fuerte sea el caso, más probable será que un abogado quiera un juicio corto y simple. Cuando alguien está buscando un abogado después de sufrir una mordedura de perro, debe obtener un abogado que tenga experiencia en el juicio y sepa cómo prepararse para uno.

Muchos abogados cometen el error de pensar demasiado en el juicio. Creen que el juicio tiene que ser largo y enrevesado. Las mejores pruebas son aquellas que se han reducido a su esencia más simple. Si un abogado puede reducir un juicio a su esencia más simple, entonces tiene un ganador. Tomar cosas complicadas y hacerlos simples es lo que algunos abogados tratan de hacer en la preparación del juicio.

¿Qué documentación recibe un abogado del acusado antes del juicio?

Antes del juicio, los abogados reciben respuestas de producción del acusado. La mayoría de las veces, si las respuestas de producción eran inadecuadas, el abogado tiene que obligarlos a responder plenamente a la producción. Para un caso de mordedura de perro, un abogado recibirá documentación como registros médicos, registros del perro, cualquier demanda que se había escrito, cualquier aviso que hubieran sido dados por otras personas del ataque de perro anterior, y su información de seguro para asegurarse de que tenían cobertura para todos los daños.

Preparación de clientes para el juicio

Un abogado prepara a los clientes para el juicio asegurándose de que entienden lo que va a suceder y lo que se va a pedir. El abogado puede llevarlos a la corte donde el juicio va a ser por adelantado y familiarizarlos con la sala del tribunal. El abogado puede dejar que se sientan en el presidente de los testigos y en la mesa del abogado. Un abogado también puede hacer un ejercicio de listado con el cliente para entender sus miedos y ayudar a aliviar esos miedos para que entren seguros y sepan qué es lo que tienen que probar.

Tener un cliente seguro y bien preparado hace toda la diferencia en el mundo en un ensayo. Lo último que un abogado quiere hacer es tomar a un cliente que no está seguro con el proceso, o que tal vez está haciendo un millón de preguntas en momentos inapropiados, lo que en realidad podría distraer al abogado de hacer su trabajo.

Qué esperar del juicio

El juicio es algo vivo y respiratorio.  Cómo se ve a un testigo, qué admisiones ocurrieron, cómo reacciona el jurado a una prueba o un argumento en tiempo real tiene que ser considerado y el caso tiene que ser ajustado sobre la marcha.  Es un trabajo duro y una ciencia inexacta.  A veces la evidencia de que el abogado ha gastado toneladas de tiempo y dinero tiene que ser desechado o ajustado.  Puede ser inquietante e intimidante; pero también puede ser emocionante e inspirador.  En el juicio, usted simplemente tiene que esperar para el paseo, sabiendo que la preparación requerirá un cambio en la presentación; sabiendo que algunas oportunidades se perderán mientras que otras serán aprovechadas.  Tienes que renunciar al control, centrarte en lo que realmente importa y luchar para asegurar que las cosas que realmente importan, o realmente deberían importar, se presentan de la manera más efectiva posible al jurado.